miércoles, 3 de diciembre de 2008


Un Negocio es cuando eres dueño de un sistema que trabaja por ti: has creado una empresa que está sistematizada y protocolizada y que no necesita que estés tú presente para funcionar correctamente.

La solución pues, a este problema es lo que llamo "salir de la ecuación". Básicamente se trata de reestructurar el concepto de negocio para conseguir que sea operativo SIN QUE TÚ TENGAS QUE ESTAR EN ÉL.

En La Escuela de Inversión, ayudamos a que los clientes que sufren este mal, logren salir del sistema. Para ello trabajamos con una matriz que nos viene de la mano de la Consultoría para la Mejora del Rendimiento.

Es La matriz de nueve dimensiones y pienso que puede ser de tu interés.

El concepto básico es el siguiente: decide cuando vas a dejar la empresa en la que trabajas, cuando vas a abandonar tu negocio, cuando vas a desaparecer.

Puede ser dentro de seis meses, de un año y medio o de tres años. Tú eliges. Una vez lo tengas claro, y con ese objetivo en mente, vas a trabajar para estandarizar lo que tu empresa hace de manera que sea capaz de seguir haciéndolo SIN QUE TÚ ESTÉS AL FRENTE.

Llegado el momento de salir de la ecuación podrás hacerlo o podrás decidir que te quedas pq te gusta el trabajo que realizas. En ese caso serás libre de elegir. No te estarás quedando pq no tengas otra opción.

¿Cómo aplicamos la matriz?

Analizamos nuestro negocio desde tres dimensiones:

1. Dimensión Organización. Vemos el negocio como un sistema completo. Un todo, que se organiza para generar un out-put: ofrecer un producto o un servicio a un entorno de mercado.

2. Dimensión Procesos. Identificamos los distintos procesos necesarios para que la Organización pueda funcionar con éxito y pueda generar ese out-put.

3. Dimensión Puesto de Trabajo. Determinamos que puestos de trabajo específicos conforman cada Proceso.

Y estas dimensiones las diseccionamos atendiendo a tres aspectos:

1. Objetivo: Qué finalidad persigue.

2. Diseño: Cómo es estructura para poder satisfacer el objetivo que tiene.

3. Control: Qué mecanismos de control nos indican que se consigue el objetivo con éxito.

Ya tenemos la matriz de nueve niveles.
  • En el nivel 1 tenemos el Objetivo de la Organización.

  • En el nivel 2 tenemos cómo está Diseñada esta Organización.

  • En el nivel 3 tenemos los mecanismos de Control del éxito de la Organización.

  • En el nivel 4 tenemos el Objetivo de cada uno de los Procesos que conforman la Organización.

  • En el nivel 5 tenemos el Diseño de cada uno de los Procesos que conforman la Organización.

  • En el nivel 6 tenemos los mecanismos de Control de cada uno de los Procesos que conforman la Organización.

  • En el nivel 7 tenemos el Objetivo de cada Puesto de Trabajo.

  • En el nivel 8 tenemos el Diseño de cada Puesto de Trabajo.
  • En el nivel 9 tenemos los mecanismos de Control de cada Puesto de Trabajo.
Esta forma de estructurar la información es muy práctica y permite acelerar el proceso de sistematizar y protocolizar negocios.

Deseo que te sirva tanto como nos sirve a nosotros.

Etiquetas:

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal