viernes, 12 de febrero de 2010

El Cortador de Césped

El Cortador de Césped (1992). Una película adelantada a su tiempo.

dotor @ 23:46

Hola amigos de la Secta. Hoy la cosa va de cine. "El cortador de césped" es una impresionante película de 1992 adelantada a su tiempo. Podemos afirmar sin tenor a equivocarnos, que es una de las películas más espectaculares de todos los tiempos, dirigida por el visionario francés y miembro de los Chuminati, Luc Besson.
Esta película de Hollywood (en Esperanto 'Holly' significa 'palo de escoba' y 'Wood' 'trapo de cocina') narra la historia de un científico loco que realiza experimentos para una agencia ultrasecreta que está encargado de un proyecto que investiga la posibilidad de incrementar la inteligencia por medio de una cosa misteriosa llamada REALIDAD VIRTUAL...

El Cortador de Césped. Esta película marcó un hiato en el cine de ciencia ficción y estableció la referencia visual de la llamada "realidad virtual". Quizás sea una pista de los Chuminati para lo que va a pasar ahora en el futuro
Tras experimentar con chimpancés, su espíritu de científico chiflado le obliga a ir más allá y pasa a realizar los experimentos con su jardinero Jobe, que no está muy bien de la azotea. A partir de los experimentos con realidad virtual realizados sobre el jardinero, éste empieza a desarrollar habilidades telepáticas y telequinéticas. Evidentemente, como en todos los casos (ciencia, mala!), el experimento científico se sale de madre y todo termina rematadamente mal. Jobe se convierte en un semidios, se introduce en la red telefónica mundial y consigue que suenen a la vez todos los teléfonos del mundo, algo aparentemente impresionante para aquella época (en 1992 cuando se estrenó la peli no había internet, por eso no podía hacer cosas más espectaculares).

El científico loco cuenta con un equipo muy avanzado de cascos y guantes de alta defrinición
Lo que hacía interesante esta peli eran las imágenes generadas por ordenador que representaban los entornos virtuales. Unos increíbles efectos especiales digitales y la utilización de cascos de visión y avanzados guantes de datos de VPL, transmitió la idea de que cualquiera podría vivir una experiencia, sea como fuere, sin llegar a salir de casa. ¡Por fin nos enteramos de lo qué era la realidad virtual!
La escena de cibersexo, donde los cuerpos virtuales de los amantes se retorcían, era una verdadera experiencia visual, anticipando el erotismo del siglo XXI, sexo sin contacto físico, mucho mejor que el actual. También las escenas en que Jobe, el jardinero que gracias a los experimentos se convierte en un frankenstein cibernético superinteligente que desintegra en millones de partículas a sus enemigos. En total, veinte minutos de imágenes sintéticas que reproducían al personaje virtual de Jobe y el fantástico mundo virtual del ciberespacio.

Esta película fue la primera en llevar a la gran pantalla "imágenes reales" del ciberespacio y de como puede llegar a ser la realidad virtual
La postura que asume el film queda demostrada al principio de la película, cuando se define a la realidad virtual como un oportunidad para la evolución del ser humano, que ofrece posibilidades ilimitadas. La película logró transmitir la idea de que la realidad virtual puede proponer un entorno deontológicamente diferente (y posiblemente opuesto) al que ofrece la "realidad" referencial en la que estamos inmersos. Resulta sorprendente este hecho en una película de 1992, cuando no había ni internete ni ordenadores ni nada...
Espectaculares efectos para una peli de 1992. Esta película salió muchos años antes que el juego "Second World". ¿Casualidad? ¿serendipia? ¿en manos de quien estamos?
Es innegable que esta película pueda ser vista hoy como "pasada de moda". Sin duda lo es. Pero este se debe en mayor medida a la estética general de la película (peinados, maquillaje, etc.) que en la calidad de sus gráficos. Si se considera que estas imágenes fueron diseñadas/programadas en un mundo en el que nadie había oído hablar del gigabyte, ni había internet, debería "perdonarse" la incapacidad de las imágenes de retratar un mundo con detallado realismo. Incluso con las fuertes restricciones tecnológicas de su tiempo, estas imágenes están teñidas de fluidez y hasta emocionalidad.
"Dentro de mil años, todos seremos o dioses o maquinas"
Dotor Matriss dixit

Etiquetas:

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal